Parque nacional de Sierra Nevada

Situado en el sur de la Península Ibérica, el macizo de Sierra Nevada alberga el Parque Nacional de las Altas Cumbres (Mulhacén con 3.482 m y Veleta con 3.392 m, y otros veinte picos más con 3.000 metros de altitud, lo que le convierte en el techo de la península ibérica.). 

Un privilegiado territorio donde se encuentran las mayores riquezas en biodiversidad vegetal de toda Europa, ecosistemas únicos en el mundo y paisajes glaciales. 86.000 hectáreas protegidas con la máxima figura jurídica y ambiental. 

La declaración de Parque Nacional se produjo en 1999, con el consenso de todos los grupos políticos presentes en el Parlamento Español en aquel momento y tras la petición unánime de los representantes parlamentarios autonómicos de Andalucía. la LEY 3/1999, de 11 de enero, por la que se crea el Parque Nacional de Sierra Nevada (BOE, nº 11, de 13 de enero de 1999). 

Desde la declaración como Parque Nacional, la titularidad de la gestión ha sufrido alteraciones básicas para la seguridad jurídica del terrotorio. En un principio fue de gestión estatal, más tarde pasó a ser de titularidad compartida entre el Estado y la comunidad autónoma. En 2004, una sentencia del Tribunal Constitucional aceptaba la petición de la Junta de Andalucía y concedía la gestión, de forma única al gobierno de la comunidad autónoma, que definitivamente es el garante de la gestión del Parque Nacional a través de un organismo específico de dirección englobado en la Consejería de Medio Ambiente.

El Parque Nacional de Sierra Nevada está rodeado de otro gran territorio de influencia que posee la categoría jurídica de Parque Natural, con 189.000 hectáreas protegidas. Por este motivo, y debido a que la gestión es realizada de forma conjunta para los dos territorios, Andalucía ha creado la figura de Espacio Natural de Sierra Nevada, que incluye los dos parques.

 



    Parque nacional de Sierra Nevada
   
   
   
     

Se da la circunstancia de que en la declaración inicial de Parque Nacional, no se incluía y así sigue siendo, el territorio ocupado por la Estación de Esquí de Pradollado ni la del Puerto de la Ragua, ya que las figuras de protección impedirían el normal desarrollo de las actividades habituales de una estación de esquí, lo que convierte a la estación en una isla situada entre los parques nacional y natural

El Espacio Natural de Sierra Nevada, con los dos parques incluidos, se extiende por 60 municipios de las provincias de Granada y Almería, entre las que concentra casi la totalidad de la Alpujarra.

Treinta y siete son los términos municipales de la provincia de Granada:

Aldeire, Alpujarra de la Sierra, Bérchules, Bubión, Busquístar, Cádiar, Cáñar, Capileira, Carataunas, Cástaras, Cogollos de Guadix, Dílar, Dólar, Dúrcal, Ferreira, Gójar, Güéjar Sierra, Huéneja, Jérez del Marquesado, Juviles, La Calahorra, La Taha, La Zubia, Lanjarón, Lanteira, Lecrín, Lugros, Monachil, Nevada, Nigüelas, Órgiva, Padul, Pampaneira, Pórtugos, Soportújar, Trevélez y Valor.

Los municipios almerienses ascienden a 23, y son: Abla, Abrucena, Alboloduy, Alhabia, Almócita, Alsodux, Bayárcal, Beires, Bentarique, Canjáyar, Fiñana, Fondón,
Íllar, Instinción, Laujar de Andarax, Nacimiento, Ohanes, Padules, Paterna del Río, Rágol, Santa Cruz de Marchena, Terque, Las Tres Villas.

El macizo de Sierra Nevada representa, para la flora y vegetación, uno de los territorios con mayor importancia en el Mediterráneo occidental por la presencia de más de 2.100 taxones catalogados que se asocian en las 154 comunidades vegetales inventariadas hasta el momento.150 de ellas están amenazadas

El listado recoge también especies a las que, según estudios recientes, debe reasignársele una categoría de menor riesgo, como ocurre con Amelanchier ovalis, Carex camposii, Carex furva, Euphorbia nevadensis, Leontodon boryi, Luzula hispanica y Salix elaeagnos subsp. angustifolia, al igual que ha ocurrido con Celtis australis y Quercus pyrenaica en Ley 8/2003 de flora y fauna andaluza, consideradas
ahora como Especies de Interés Especial.

El macizo de Sierra Nevada presenta un número muy elevado de endemismos, unas 60 especies exclusivas, que representa la mayor biodiversidad de Andalucía y de toda la Península Ibérica. 

Por otro lado hay un gran número de especies norteafricanas y, además, es un magnífico lugar para estudiar especies que encuentran su hábitat óptimo en centro Europa y no habitan en zonas tan meridionales como Andalucía. 

En este macizo estan representados todos los pisos bioclimaticos, desde el más calido, el termomediterráneo, que se localiza en algunas zonas de la Alpujarra y donde se desarrollan los encinares béticos junto a palmitos, naranjos y algarrabos, a los de las mayores altitudes, como son el oromedieterráneo (piornales y enebrales nevadenses, y los sabinares y pinares béticos) y el crioromediterraneo, donde hay ausencia total de árboles y en el que se desarrollan los pastizales nevadenses de alta montaña. En los pisos intermedios, meso y supra, podemos encontrar los encinares nevadenses, quejigales y acerales béticos, así como los robledales nevadenses. Esta variedad de pisos bioclimáticos provoca un dato realmente impresionante. 

En Sierra Nevada existen más de 2.100 especies de plantas superiores. El interés que despierta entre los científicos se incrementa, no solo por el número de endemismos de la sierra, sino también por los endemismos peninsulares que se encuentran presentes y las especies escasas o raras en Andalucía y que encuentran aquí su único lugar conocido en todo el sur peninsular.

Sierra Nevada posee además un gran número de Invertebrados endémicos, de los que 15 son mariposas, como Polyommatus golgus o la muy conocida Parnasius apollo nevadensis. Hay 37 coleopteros endémicos, como el Iberodorcadion lorquini (Fairmaire, 1855) y 90 especies exclusivas de insectos acuáticos. Las aves forman una comunidad muy importante y bien representada. Destaca Aquila chrysaetos (Águila real), Prunella collaris (Acentor alpino) y Monticola saxatilis (Roquero Rojo)

Sierra Nevada es la última gran muralla natural del sur de Europa. Se alza majestuosa trazando una línea agreste con mirada al mar desde 1.000 a 3.481 metros de altitud, en los que se esconden los más variados paisajes, cada uno de ellos propio del piso bioclimático en el que se encuentra. Desde Güéjar Sierra hasta Capileira, recorriendo la integral de la sierra, se pasa de una zona eminentemente mediterránea, de verdor y agua, (junto al curso del Genil) a espacios marcados por los efectos del viento y las heladas. Al ascender a los 2.500 metros, la sierra cambia, la vegetación se hace alpina, pequeña, rastrera, almohadillada, escondida entre las lajas de pizarra, pequeñas lagunas y cortados dan paso al punto más alto de la vertiente norte, el paso de la laguna

 

   







Calle Carretera 48, 18417 TREVÉLEZ (Granada) · Tel/Fax 958 858 773 · info@nevadensis.com Política de privacidad · Aviso Legal